Herramientas Personales
Navegación
 
Acciones de Documento

Los mexicanos dicen “Yes we can”

Última modificación 06/08/2008 21:11
por luisg

Los electores mexicanos prefieren a Barack Obama. Según una encuesta de Consulta Mitofsky, 12 por ciento de los mexicanos dice estar “muy interesado” en las elecciones de Estados Unidos.

Los electores mexicanos prefieren a Barack Obama

Según una encuesta de Consulta Mitofsky, 12 por ciento de los mexicanos dice estar “muy interesado” en las elecciones de Estados Unidos. La cifra puede parecer baja, pero debe compararse con otra: en 2006, sólo 17 por ciento de los mexicanos declaraban estar “muy interesados” en los comicios del propio México.

Algunos otros datos de la encuesta pueden abrir terreno a la discusión:

  • Los más interesados en las elecciones de EU son los hombres y los jóvenes.

  • El interés es mayor en los ciudadanos de alta escolaridad; altos ingresos y sobre todo, en aquellos mexicanos con algún pariente viviendo en EUA.

  • El interés que muestran los ciudadanos del sur del país es muy bajo (por ejemplo, quienes afirman tener “mucho” interés son 16.1 por ciento en el centro del país, contra sólo 4.4 en el sur)..

La encuesta se realizó en junio, a mil mexicanos en sus viviendas, y arroja que 25.4 por ciento prefieren que gane Obama y 6 por ciento quiere que gane McCain.

Entre los mexicanos con parientes que viven en Estados Unidos la diferencia es más amplia: 39 por ciento prefiere a Obamo y sólo 7 por ciento al candidato republicano.

Claro, los que votan están del otro lado y ese hecho ha desatado el interés de los candidatos por hablar español y dedicar millones de dólares a promoverse entre los hispanos.

En EU hay por lo menos seis millones de latinos que no están registrados para votar, sin contar a los 400 mil jóvenes que anualmente cumplen los 18, la edad requerida para ejercer el sufragio.

 


Copyright © 1996-2014 DEMOS, Desarrollo de Medios, S.A. de C.V.
Todos los Derechos Reservados.
Derechos de Autor 04-2005-011817321500-203.

Desarrollado por La Jornada

Hecho con Plone